Trabajadores independientes

En la actualidad muchas empresas optan por contratar personal bajo la modalidad de trabajadores independientes, puesto que puede significar un ahorro en gastos o costos debido a que no se les debe cancelar prestaciones sociales y los aportes a seguridad social corren por cuenta del mismo trabajador.

Los trabajadores independientes son aquellos que trabajadores que no poseen contrato laboral con la empresa, éstos son vinculados mediante un contrato por prestación de servicios el cual es civil más no laboral.

Si este contrato cumple con los tres elementos esenciales del contrato individual de trabajo dispuestos en el numeral 1 del artículo 23 del Código Sustantivo del Trabajo, es decir no debe existir subordinación de esta manera el trabajador no debe tener un horario laboral fijo ni recibir órdenes permanentes, por lo contrario debe tener una labor específica para la cual se contrata.

Si el contrato por servicio incumple alguno de estos factores el contratante deberá reconocer todos los derechos laborales del trabajador como si fuera un empleado vinculado mediante contrato laboral.

Los pagos realizados a este tipo de trabajadores se podrán realizar bajo el concepto de Honorarios.

Este método de remuneración se da cuando en un servicio prestado la labor intelectual prevalece sobre otro tipo de labores manuales o técnicos, por ejemplo la labor que desarrolla un abogado.

Estos pagos están expuesto a la tarifa general de IVA y Retención en el IVA y Retención en la fuente la cual podrá pertenecer a la tarifa del 10% o 11% dependiendo si es declarante o no, cuando el trabajo técnico mecánico o manual prevalezca se podrá considerar pago por servicios este pago estará sujeto a la tarifa de retención del 4% o 6% dependiendo si es declarante o no.

Aportes a la seguridad social en trabajadores independientes

Como ya se había mencionado anteriormente estos aportes corren por cuenta del trabajador a excepción del aporte a las aseguradoras de riesgos laborales debido a que los trabajadores que desarrollen actividades de tipo 1 a 3 le corresponde al contratista y para los que desarrollen actividades de rango 4 o 5 el contratante será quien pague el aporte.

Para el cálculo de la base de cotización el trabajador deberá totalizar sus ingresos y multiplicarlo por el 40% este valor nunca debe ser inferior a un salario mínimo mensual legal vigente (SMMLV), esta base de denomina Ingreso Base de Cotización (IBC).

El pago realizado a Salud deberá ser del 12.5% mientras que al fondo de pensión será del 16%, el de la ARL será el valor según las tarifas vigentes dispuestas en la ley 1562 del 2012, todo esto se calculará bajo el IBC.

Existen excepciones sobre los trabajadores independientes que deben hacer el aporte al fondo de pensiones los cuales son: Los independientes considerados de bajos recursos “que devenguen menos de un salario mínimo” , las personas que se encuentren ya pensionadas o que ya hayan cumplido los requisitos para pensionarse  y los  mayores a 50 y 55 años, que nunca han cotizado a pensión.

Un trabajador independiente perteneciente al régimen simplificado no estará obligado a facturar, pero lo más razonable es que presente una cuenta de cobro por sus servicios, por otro lado el contratante para formalizar el gasto deberá realizar un documento equivalente el cual acredite la prestación del servicio.

Trabajadores independientes: Prestación de servicios
Calificar este artículo

Suscríbase gratis al boletín

¿Aún no está suscrito al sitio? Manténgase informado y reciba las publicaciones de ColConectada en su email:

1
Opiniones sobre el tema

 
1 Comentarios
0 Respuestas a los comentarios
0 Seguidores
 
Comentario con más reacciones
Comentario con más respuestas
  Suscribirse  
nuevos antiguos más votados
Notificar sobre
victor

y como dice el chapulin colorado quien podra defendernos de tanto amaño de los empresarios usando los diferentes modos de contrato para camuflar sus altos ingresos para evadir los derechos alas prestaciones sociales en la inmensa mayoria de colombia