El decreto de la ley antitrámites posee la firme intención de agilizar las relaciones entre el Estado y los ciudadanos; de modo que los trámites que los últimos deban gestionar frente al primero se realicen en el menor tiempo posible y de la forma más sencilla. La ley antitrámites busca instar a las autoridades a realizar trámites sencillos y con una cantidad de requisitos acordes a la finalidad del trámite en cuestión.

Esta ley se aplica tanto a personas naturales como a personas jurídicas que deban realizar trámites frente a todas las entidades y organismos pertenecientes a la Administración Pública, como así también a particulares que desempeñen funciones administrativas.


Entre los puntos que prohíbe la ley antitrámites pueden mencionarse los siguientes:

  • Exigir al ciudadano que realiza un trámite documentos que se encuentren en el interior de la entidad en que gestiona dicho trámite.
  • Exigir la presentación de pagos anteriores realizados en la entidad en la cual se encuentra realizando el nuevo trámite.
  • Rechazar trámites por errores de ortografía, mecanografía o parecidos.
  • Exigir un abogado para qué el ciudadano pueda realizar el trámite ante la administración pública.
  • Exigir certificados de indicadores económicos con la intención de adelantar procesos ante la autoridad.


Como puntos positivos la ley antitrámites ofrecerá los siguientes beneficios:

  • Los menores de edad podrán tramitar ellos mismos reclamos, quejas o solicitudes vinculadas a su bienestar, gozando dichas exposiciones con prelación en el turno.
  • Se otorgará una atención diferenciada a infantes, embarazadas, discapacitados, adultos mayores y veteranos de la fuerza pública.
  • Los ciudadanos podrán presentar solicitudes, reclamos o sugerencias mediante medios electrónicos en ciudades diferentes a aquella en donde se localiza la sede del organismo al cual la solicitud va dirigida.
  • Ya no será necesario mantener saldos mínimos en cuentas bancarias para aquellos pensionados que reciban importes menores a dos salarios mínimos legales vigentes.
  • Las EPS deberán obligatoriamente entregar citas médicas en un tiempo no mayor a tres días.
  • Los trámites para obtener licencias por incapacidad por enfermedad general, licencia de maternidad o paternidad deberán ser diligenciadas por el empleador ante las EPS.
  • La discapacidad no podrá ser esgrimida como causa para que una persona no pueda ocupar un puesto público, salvo que dicha incapacidad sea  totalmente incompatible con el rol a cumplir.

Trámites eliminados con esta ley

También se eliminaron algunos trámites, por mencionar algunos:

Se recomienda leer el ABC del decreto de la ley antitrámites para ampliar la información sobre cada uno de los trámites eliminados y modificados.

Ley antitrámites en Colombia
Calificar este artículo

Suscríbase gratis al boletín

¿Aún no está suscrito al sitio? Manténgase informado y reciba las publicaciones de ColConectada en su email:

Opiniones sobre el tema

 
  Suscribirse  
Notificar sobre