Cómo hacer una monografía y sus partes

0
Cómo hacer una monografía y sus partes

Cuando se habla de cómo hacer una monografía y sus partes debemos empezar por aclarar que ésta se refiere a la construcción de un trabajo escrito en el que se aplica un cierto tipo de metodología, se presentan los resultados que se han ido recopilando a lo largo del proceso y finalmente se enseña un análisis de los datos.

La palabra monografía viene del griego, en donde mono significa único y grafía escrito. Ahora bien, los aspectos más relevantes y generales en torno a la realización de una monografía son:Cómo hacer una monografía y sus partes

  • Conformar un trabajo explicativo, con una buena extensión de su contenido, cuyo objetivo principal es informar en torno a un tema en particular seleccionado por el investigador
  • Los datos que son obtenidos a lo largo del trabajo investigativo deben ser presentados de manera organizada y adecuada según corresponda al tipo de tema que se haya seleccionado
  • Se utilizan varias fuentes de referencia para la construcción del escrito. Cada una de ellas debe ser analizada a profundidad y con una visión crítica
  • Es necesario elegir un asunto o un problema en específico para concentrar el desarrollo del escrito en relación a ese tema. Por tanto, se hace necesario que se delimite la monografía, se reúna información, se investigue y si es el caso se plantee una hipótesis a comprobar

¿Cuál es la función de la monografía en la academia?

Una de las características principales de la construcción de una monografía y al tiempo como resultado final tiene que ver con el trabajo exhaustivo que implica la recopilación y análisis crítico de las fuentes. En ese sentido, una monografía se entiende como una organización adecuada y bien delimitada de información o datos en torno a un tema en particular que se ha sistematizado para ser leído por personas afines a ése contenido.

En ese orden de ideas, una monografía es un ejercicio mental en el que a partir de un proceso metodológico, construcción de un proyecto de investigación, desarrollo de hipótesis, trabajo exhaustivo, presentación de resultados y construcción de hipótesis, se recopila o produce conocimiento científico.

¿Qué se necesita para que una monografía sea científica?

  • El objeto de estudio seleccionado debe ser adecuado y bien delimitado. A su vez, el objeto de estudio debe ser perfectamente reconocido por otras personas que deseen adentrarse en el estudio realizado por el investigador
  • Ofrecer nuevos resultados o conclusiones sobre un tema que ya ha sido con anterioridad. También está la posibilidad de trabajar sobre un mismo tema pero desde un enfoque o perspectiva que no haya sido usada antes por otro investigador
  • Proporcionar y elaborar contenidos que permitan la construcción, confirmación, negación o reelaboración de una hipótesis. La idea con ello es que otros puedan continuar con el trabajo en un futuro, así que debe ser inteligible para todos

Tipos de monografías

Las monografías no se circunscriben a un único tipo de modelo de construcción. En realidad hay tres modos de diseño de este tipo de trabajo escrito, los cuales son:

  • Monografía de compilación: En este caso la labor se va a centrar en analizar los contenidos que han sido expuestos por otros autores en torno a un tema en particular. La idea con este tipo de monografía consiste en exponer las diversas perspectivas y cumplir con una revisión extensa de otras elaboraciones sobre un tema
  • Monografía de investigación: Consiste en abordar un tema que no ha sido trabajado o se lo ha hecho con poca profundidad. En ese sentido, hay que empezar por reconocer que otros ya han escrito sobre el tema con anterioridad y que lo que se pretende es proponer algo distinto
  • Monografía de análisis de experiencias: Es un tipo de monografía que se suele propone en aquellas carreras en las que se abogue especialmente por la práctica o por ejercicios profesionales. Por tanto, la idea central en este caso consiste en analizar una experiencia en concreto, elaborar conclusiones, realizar comparaciones y finalmente aportar una visión personal

¿Cómo hacer una monografía?: Pasos iniciales

Primeras consideraciones

  • ¿Cuál es la fecha límite para la entrega del trabajo escrito?
  • ¿Cuál es el límite de páginas establecido para la monografía?
  • ¿Cuál es el manual de estilo que se va a utilizar?
  • Extensión mínima de la bibliografía o referencias
  • Especificaciones del profesor o tutor

Selección del tema

  • En primera instancia lo que se recomienda en este tipo d situaciones es que la persona interesada en la construcción de su monografía se incline por una temática que sea de su agrado o que le apasione. ¡No vas a querer que durante el transcurso del trabajo pierdas las motivación!
  • Ahora bien, la monografía debe ajustarse a unos parámetros bien delimitados, específicos y con unos objetivos en cuanto a extensión que sean manejables de acuerdo al grado de instrucción al que se esté aplicando
  • En ocasiones lo más apropiado en este tipo de situaciones hacerse las siguientes preguntas para facilitar el proceso: ¿Qué deseo saber sobre ese tema? ¿Qué busco comunicar con mi trabajo? ¿Qué otros enfoques se pueden encontrar sobre el tema? ¿Cuáles subtemas se pueden desprender de mi inquietud temática?

Consultar material bibliográfico

  • Lo más apropiado en estos casos consiste en acceder a un catálogo de una biblioteca o en su defecto acudir a los buscadores digitales en revistas o bibliotecas especializadas. Consulta lo que esté más relacionado con el tema de tu interés, ya sea para conformar alguna idea o en su defecto para inspirarte
  • No olvides mirar directamente la bibliografía de las publicaciones académicas para dirigirte a más contenidos relacionados o en su defecto si se trata de una biblioteca virtual, a los enlaces relacionados
  • De acuerdo al tipo de disciplina en la que te estés especializando no estaría mal acudir a diccionarios, enciclopedias, artículos de periódico o revistas especializadas sobre la temática
  • Los bibliotecarios suelen ser una gran fuente de referencias, consúltalos
  • Recuerda realizar fichas de lectura o por lo menos elaborar referencias al material que consultes. Las citas a otros autores le permitirán ganar en autoridad al hacer la monografía

Leer y evaluar la información

  • En cuanto se crea conveniente, inicie con un proceso de lectura comprensiva y analítica de la bibliografía que haya sido seleccionada hasta el momento. Trate de identificar las respuestas a las siguientes preguntas: ¿Cuál es el objeto de estudio? ¿Cuál es el estado de la cuestión o estado del arte? ¿Cómo delimitar el tema? ¿Cuál es el enfoque por el que se inclina?
  • Si logra construir una buena información en relación a esas preguntas va a ser mucho más sencillo que identifique las coincidencias, controversias, diferencias y debates que hay en torno al tema

Diseñe un plan de trabajo

  • En este punto se hace necesario para la elaboración de la monografía establecer unos horarios o tiempos a cumplir en el diseño del trabajo. Para ello las ideas deben ser lo más claras posibles y darle una dirección a lo que se pretende
  • Se recomienda diseñar un bosquejo, ya sea un mapa conceptual, un cronograma, un esquema u otro medio visual
  • Tenga en cuenta que su plan de trabajo le ayudará a tener claro qué es lo que pretende y si en realidad está avanzando a la velocidad que pretende

Realización del trabajo

  • Cómo hacer una monografía y sus partes implica haber reconocido todo los datos recopilados hasta la fecha para darles un sentido. No se trata sólo de darle voz a los autores consultados sino de imprimir nuestras impresiones
  • Incluya la mayor cantidad de información que como autor de la monografía le pueda otorgar a su trabajo

Redacción y presentación de la monografía

  • Uno de los aspectos claves en la construcción de un trabajo escrito está en aunque suene un poco repetitivo, en escribir. En ese sentido, es importante que siempre que se realice una tarea, por más pequeña que sea, se la escriba. Este tipo de documentos van a ser pequeños bosquejos que durante la etapa de redacción se considerarán como insumos para la escritura
  • Evalúe cuando lo crea conveniente los contenidos una y otra vez por medio de una lectura comprensiva y analítica

Los consejos para la redacción de una monografía son los siguientes:

  • La escritura debe ser impersonal
  • Use la tercera persona . Sólo en casos muy particulares no sería conveniente hacerlo
  • Los verbos en infinitivo
  • El lenguaje debe ser explicativo y lo más descriptivo posible
  • Los párrafos deben ser breves y concisos

¿Cuáles son las partes de una monografía?

Portada

Es la sección utilizada para la presentación de forma ordenada del título que se le ha asignado a la monografía. Tenga en cuenta que en este apartado deben quedar claros los siguientes elementos:

  • Título
  • Objeto de la investigación
  • Nombre del autor
  • Nombre del asesor
  • Materia
  • Institución
  • Lugar
  • Fecha

Dedicatoria o agradecimientos

Es una hoja que puede ser añadida a la monografía si así se quiere para hacer una mención especial a esas personas, instituciones o experiencias que han servido como apoyo al investigador. Hay que tener en cuenta que un proceso de este tipo requiere de un gran esfuerzo y que por ende, es una forma de decir gracias a quienes apoyaron

Índice general

Es una sección en la que por medio de una lista se van a ir incluyendo cada uno de los subtítulos construidos para la monografía a medida que se avanzó en el trabajo de escritura y de conformación de una estructura al contenido de la misma. Recuerde que se enlista el subtítulo y a su vez el número de página en la que se encuentra para facilitar el acceso a ese contenido al lector.

Prólogo

Es una hoja aparte la cual puede ser escrita por el mismo autor o si se prefiere por una persona diferente. No es una sección indispensable para el diseño de la estructura de la monografía pero se puede utilizar para que el alumno o investigador pueda dejar en claro cuáles fueron los motivos que lo incentivaron a elegir el tema sobre el que ha trabajado, contar algunas de las incidencias durante el proceso, los problemas que se encontró en su labor, etc.

Introducción

Usualmente es una sección que consta de 2 a 3 páginas de extensión. En ella se plantea el tema de una manera muy general para que el lector sepa en realidad cuál va a ser el tipo de contenido que se encontrará en las páginas siguientes. Así mismo, se expone la temática, la importancia, los objetivos específicos de la monografía.

Una opción a la que se suele recurrir en la mayoría de las monografías durante la introducción consiste en hacer una breve exposición de las partes y el tipo de contenido que se encontrará en cada sección del texto. Además se pueden destacar algunos apartados del trabajo si así se quiere.

Es importante usar la introducción como una zona que le permita dimensionar al lector cuál ha sido la delimitación aplicada para el diseño de la monografía, así no habrán dudas sobre los datos que se pueden encontrar en ella.

Finalmente, los aspectos metodológicos no deben ser olvidados en la introducción, ya que de esta manera se facilitará su identificación desde el inicio.

Cuerpo del trabajo

Esta sección está organizada por apartados o capítulos que deben estar ubicados de manera precisa para facilitar la lectura de la monografía. El criterio básico es ir pasando de lo general a lo particular de forma progresiva mientras se van especificando y exponiendo cada uno de los datos encontrados en el trabajo.

Cada subtema debe estar en relación directamente o por lo menos interconectado con el anterior para asegurarse de que exista una secuencia lógica en la presentación. El objetivo en ese sentido consiste en unificar la presentación de la monografía.

A manera de recomendación, el uso de textos, cuadros, gráficos, ilustraciones y similares van a ser opciones que facilitarán la comprensión de lo que se habla.

Conclusiones

En este punto se hace un recuento de cada una de las ideas principales que hayan estado presentes durante la elaboración, escritura y redacción de la monografía. Pero en todo caso la idea central en la sección de conclusiones es derivar a partir de esas ideas principales una serie de reflexiones y análisis del tema que puedan ser de utilidad para comprobar o no la hipótesis sobre la que se ha trabajado en la monografía.

Tenga en cuenta que las conclusiones son un elemento primordial para que se pueda identificar si los objetivos planteados en un inicio han sido respondidos o no.

Apéndices o anexos

No son necesarios en toda monografía, pero en realidad son un tipo de material que serán de gran utilidad para quien quiera profundizar un poco más en cómo se construyó la monografía o en su defecto para identificar otros aspectos que estén vinculados con el tema en cuestión.

La función de un anexo o apéndice está vinculada con facilitar la comprensión de un tema por vía indirecta, en ese sentido es un complemento de la información. Usualmente son gráficas, tablas, cuadros o en su defecto construcciones elaboradas por el mismo investigador.

Notas al pie

Pueden ubicarse a manera de un comentario que se quiere hacer notar en algún apartado del texto pero que en realidad no merece ser incluido en el cuerpo. Son una vía de apoyo extra para quien lee.

Bibliografía

En esta zona se hace una lista con cada una de las fuentes que han sido consultadas para la escritura de la monografía. Es fundamental que se indique cada uno de los textos utilizados, esto de acuerdo al tipo de estilo al que se encuentre circunscrito, por ejemplo: APA, MLA, etc.

Otros

En ciertas ocasiones, dependiendo del tipo de exigencias para las que se esté aplicando, se exigirá incluir en la monografía un abstract o resumen al inicio del trabajo.

Antes de entregar el trabajo escrito

Ahora que ya se han repasado los pasos sobre cómo hacer una monografía y sus partes, se aconseja ver las siguientes recomendaciones que en realidad son muy simples:

  • Coteja cada una de las secciones o partes que estén dentro del texto
  • Da una revisión a los signos gramaticales incluidos. También a la ortografía en general
  • Invita a otra persona a que lea la monografía. En ocasiones otro punto de vista es una condición mínima para asegurarnos que todo marche bien y que en realidad el lector comprenda lo que se quiere decir
  • Debes asegurarte de haber citado cada una de las fuentes que has consultado y en particular aquellas que has citado en el texto. Con esto te evitarás un plagio
Compartir

Suscríbase gratis al boletín

¿Aún no está suscrito al sitio? Manténgase informado y reciba las publicaciones en su email: